Inicio

Como combatir el calor en la gestacion


Junto a los inventos del turbo ventilador y el aire acondicionado, duchas y baños son lo mejor para mitigar la sofocación y el abatimiento que provocan las altas temperaturas.

Ponerse bajo un chorro de agua fría y otro templado inmediatamente después proporciona bienestar, porque refresca y activa la circulación sanguínea, que en el embarazo es más lenta. Durante la jornada laboral, la mujer puede obtener un beneficio parecido sumergiendo los brazos en agua fría y poniendo paños húmedos sobre la frente y la nuca. Si la hidroterapia se repite varias veces a lo largo del día, es posible conseguir que la presión arterial se estabilice.

LEER  Detrás del carnaval de Río de Janeiro Brasil

En los últimos meses de embarazo, es normal sentir las piernas muy pesadas e, incluso, que se hinchen un poco. Este trastorno se alivia sentándose unos minutos con el cuerpo inclinado hacia atrás y las piernas elevadas.
El descanso es muy necesario. La embarazada debe saber que el ejercicio continuo, aunque sea moderado, disminuye el aporte de sangre que llega al feto hasta en un 25 por ciento (según sea la intensidad) y que, por lo tanto, le conviene hacer pausas de una media hora a lo largo del día. Esos períodos son momentos ideales para relajarse con los ejercicios aprendidos en los cursos de educación maternal; conviene aprovecharlos.

LEER  Donde terminan los residuos?

La ropa más cómoda en este tiempo es la de algodón, hilo o seda, todos tejidos naturales. Las telas sintéticas, lo mismo que los colores oscuros, dan calor. Una prenda con mezcla de ambos puede tolerarse si el porcentaje de fibra no supera el 30 por ciento. El calzado debe ser lo suficientemente ancho como para no dificultar la circulación.

Fecha de publicación 2008-11-27 11:48:00.

Actualizado el 23-10-2017 15:11:08
Por Neipol
Categoría: OffTopic

Deja un comentario