Inicio

Cómo educar a los niños


Las situaciones familiares que el niño no capta en su totalidad – problemas de la pareja y dificultades en el trabajo – son las que más inciden en esta particular patoloqía en la que ni los padres son responsables ni los hijos culpables de los posibles enfrentamientos, tensiones y malentendidos. No todos los niños difíciles son hijos de situaciones difíciles pero la mayoría son consecuencia de problemas no explicados.

No significa que los padres deban culpabilizarse, ese camino no conduce a una solución. Incluso se pueden dar situaciones diferentes entre hermanos ante el mismo problema general. Los padres, absorbidos por sus problemas, pueden olvidar o reaccionar con agresividad ante los de ios hijos.

LEER  Los incendios y los niños

El niño capta que no es escuchado y procura hacerse notar, no siempre en casa. Muchos padres se enteran de que sus hijos han sentido una difícil situación familiar cuando llegan preocupantes informes de la escuela. Intentar comprenderles es el primer paso para encontrar la salida positiva.

Fecha de publicación 2008-09-04 17:56:00.

Actualizado el 31-10-2016 19:22:31
Por Francesca Neipol
Categoría: niños, padres

Deja un comentario