Inicio

Qué ejercicios hacer para cada músculo


Intenta algo nuevo.
Tu organismo es más inteligente de lo que piensas. Si haces los mismos ejercicios por semanas, tus músculos se acostumbrarán, aumentando su efectividad en esos ejercicios. ¿Qué tan malo puede ser esto? Mucho.
Cuando tu cuerpo se familiariza con una rutina, aprende a usar menos energía para hacer el mismo trabajo. Si cambias tu rutina de vez en cuando, sustituyendo ejercicios con otros, tu cuerpo no tendrá tiempo de adaptarse y así quemará más calorías y verás mejores resultados en tus músculos.

•Más peso = más fuerza
Disminuye el número de repeticiones y aumenta el peso con el que te ejercitas. Hacer series de 6 a 8 repeticiones te tomará mucho menos tiempo que hacerlas de 12 a 16 repeticiones.
Si haces menos repeticiones, puedes aumentar el peso con el que trabajas, con lo cual incrementa tu volumen muscular. Otra ventaja es que entre mayor sea el peso con el que entrenes, más disminuirá la posibilidad de que alguien más esté usando las pesas que necesites, así que no tendrás que perder tiempo esperando que se desocupe el aparato que quieres.

LEER  Ejercicio para hacer crecer los brazos

•Mantente en movimiento
Prueba lo que los expertos llaman “recuperación activa”. En lugar de descansar después de haber terminado cada serie, en ese lapso (60 a 90 segundos) realiza actividad aeróbica, como correr en un mismo lugar, saltar la cuerda o hacer ejercicios de estiramiento. De esta manera, puedes combinar tu condición cardiovascular con tu entrenamiento de pesas, en vez de hacerlas por separado.

Entre series
•No dejes la botella
No nos referimos al alcohol, sino a tu botella de agua. Mantenerte hidratado es importante, pero al hacer viajes continuos hacia el garrafón de agua o la fuente de bebidas energéticas, perdemos mucho tiempo.
Sin mencionar que muchas veces te topas con una cola de sudorosos deportistas que llegaron antes que tú. Además, según diversos estudios, el estar hidratado condiciona mejor a tus músculos para un entrenamiento intenso.

•Conoce el equipo
Algunas veces puedes pasar más tiempo conociendo el equipo que usándolo. Desde que eliges el peso apropiado y lo ajustas a la altura e intensidad que deseas, estás perdiendo tiempo que puedes emplear para ejercitarte.
Para evitarlo, es mejor memorizar o apuntar con lápiz en tu hoja de rutina, en qué nivel lo debes ajustar y con qué peso trabajas en cada uno de los aparatos.
En vez de probar tres pares de mancuernas para ver con cuál te acomodas, toma el par que indique el peso con el que siempre trabajas.

LEER  Actitudes que liberan - Use la intuición

•Estírate en un solo movimiento
Muchas veces, cuando tenemos muy poco tiempo de ejercitarnos en el gimnasio, nos olvidamos de la rutina de estiramiento, cuando ésta es una parte que nunca debemos omitir. En esos casos, puedes sustituir tu rutina por un solo ejercicio en el que estiras varios grupos musculares simultáneamente.
Acuéstate boca abajo y flexiona rus piernas hasta que tus talones toquen tus glúteos y sujeta con tus manos los tobillos. Jala tus pies con suavidad hacia tus glúteos y manten esa posición. En la misma posición, jala la parte superior de tu cuerpo hacia atrás; después, relájate poco a poco.

Fecha de publicación 2012-12-12 12:12:00.

Actualizado el 06-10-2017 21:08:18
Por Neipol
Etiquetas: ,

Deja un comentario