Inicio

Las Cruces


La cruz egipcia
La cruz egipcia o ANKH, consiste en una cruz tau coronada por un círculo. Esta cruz se encuentra frecuentemente en los monumentos y en las representaciones de la Diosa Sekhet y se la considera la “Clave de la Vida”.

También fue denominada por los egipcios “la Llave del Nilo”, porque se creía que se trataba de una llave mágica que abría la puerta mágica hacia la inmortalidad.

Respecto de su forma, el círculo superior de la misma representa a la mujer, y la recta representa al hombre. El círculo además representa la Divinidad, la fuente de energía universal que, con su aliento, dota de vida y movimiento a lo terrenal simbolizado por la línea horizontal. La parte que está debajo del círculo tiene la forma de la letra “T” mayúscula y represéntale deseo de regresar en forma definitiva al seno del Padre Espiritual.

Esta cruz e indicada para proteger a la pareja contra malo espíritus y enfermedad. Por ello, se la debe colgar en la habitación de los enfermos y personas con problemas de infertilidad. De lo contrario, se la debe recostar sobre la cabeza de la persona a curar y rezar. De esta forma ayudará a sanar sus males.

La cruz de malta
La cruz de malta o de las buenaventuras, no sólo está cargada del poder terrenal y humano, sino que los ocho puntos de la misma representan la regeneración, o bien las denominadas “ocho virtudes”.

LEER  7 Consejos para conseguir empleo en una entrevista de trabajo

Esta cruz fue adoptada como el emblema de los caballeros de la Orden de la Temple, y su forma de cuatro puntas de flecha apuntando al centro, la convierten en una cruz de meditación, ya que tipific fuerzas y el movimiento dirigidos hacia el interior.

En la antigüedad representaba además a los cuatro grandes dioses asirios: Anu, Bel o Belo, Ra y Hea.

Por ello la cruz de malta está indicada para proteger de las malas compañías, de las tentaciones y de las elecciones frívolas que conducen por el mal camino.

Siempre se ha aconsejado llevarla colgada como dije y utilizarla como mandala para orar y meditar. No olvidemos también que esta cruz otorga coraje.

Cruz de Caravaca
Esta cruz es símbolo de totalidad y de centro del mundo, pero además, a ella se le atribuyen muchos y grandes misterios. U historia data de una tradición muy remota española.

Entre los años 1241 y 1246, surgió su devoción en un convento de Caravaca, provincia de Murcia, cuando dos ángeles trajeron esta cruz para que un sacerdote pudiera celebrar la Eucaristía en presencia de los musulmanes que lo tenían prisionero. Tras la unificación de España y el descubrimiento de nuevas tierras, la Santa Cruz de Caravaca continuó siendo signo de la fe y obradora de milagros inspirando el avance del Evangelio y de las órdenes templarias.

LEER  Coquetería masculina

Por todo ésto, es que esta cruz está indicada para casos difíciles, emergencias, para la prevención de persecuciones; así como también para ataques psíquicos y físicos. Es bueno colgarla como estandarte en la entrada de la casa, balcones, ventanas o bien dentro del auto.

La cruz celta
Esta cruz fue usada por los cristianos celtas en las regiones de Gran Bretaña e Irlanda como símbolo de gran poder, puesto que procede de la fusión de la cruz cristiana y el círculo pagano del sol que está representado por el círculo. Se trata entonces, de una cruz en la que estéticamente se conjugan el encuadrado, el cual atrae la estabilidad, y el círculo, el que remite la energía solar masculina que es generadora.

Por estas razones es que se indica esta cruz para que proteja a su poseedor en su trabajo y en los emprendimientos que siga.

Se trata de una cruz de combate y conquista en cualquier ámbito, y que además, como talismán, se la puede llevar colgada en el cuello, o bien guardarla debajo de la almohada o colgarla en la puerta de la casa o trabajo.

Fecha de publicación 2008-01-24 20:27:00.

   
Tags: content
Actualizado el 20-11-2017 18:38:35
Por Neipol
Categoría: conquistar, energía, trabajo

Deja un comentario