Inicio

Bebés de seis meses a un año


A partir de los seis meses de edad, el niño aprenderá y seguirá su avance en el juego de la vida en un continuo desarrollo, ya que desarrollará su concentración y aprenderá a imitar su modelo; mejorará la coordinación de su cuerpo; desarrollará la capacidad de diferenciar formas y tamaños, comprenderá los conceptos de arriba y abajo; entre otras muchas cosas.

Por ello, de aquí en más, la importancia de crear con ellos los juegos adecuados será de gran importancia.

En estos momentos, es importante que el niño reconozc habitaciones de las casa, por ejemplo, llevarlo de visita a la cocina y hacer una inspección en la misma, donde lo ayudaremos a desarrollar la capacidad de diferenciar formas y tamaños, la coordinación de las manos y el desarrollo visual.

LEER  Asma alergica en niños

Para ésto por ejemplo, usaremos elementos de la cocina similares a los utilizados por nosotros, por ejemplo, tazas y cucharas de plástico, un cuenco y una cuchara de madera, una botella de plástico vacía, etc. Notaremos que ambos estamos haciendo lo mismo y le iremos dando los utensilios según los vayamos nombrando.

Desde los seis meses hasta el año, en cambio, los niños por primera vez se abren al mundo, aumentando la habilidad de gatear y volviéndose muy rápido. El bebé comienza a tomar iniciativas, a entender un orden de acciones, se desarrollará su sentido musical, la apreciación del ritmo y comenzará a desarrollar la capacidad del habla por medio de la repetición de palabras e imágenes.

LEER  SAGITARIO Pasión y aventura

Hay juegos también específicos para esta etapa, juegos que te ayudarán a tener una relación más directa con el bebé y a entender sus códigos de comunicación. Un ejemplo de ello, es una pelota de colores vivos, puesto que nos ayudará a desarrollar su coordinación muscular, su locomoción y su percepción visual. Haremos rodar la pelota, pidiéndole a continuación que nos la devuelva; si no lo hace lo volveremos a intentar hasta que lo haga. Después de repetir la operación unas cuantas veces, lanzaremos la pelota haciéndola rebotar en el suelo. No tardará en devolverla de igual manera.

Fecha de publicación 2008-06-01 23:16:00.

Actualizado el 20-01-2017 14:24:53
Por Francesca Neipol
Categoría: bebés, concentración

Deja un comentario