Inicio

Beneficios de las aguas medicinales



Los manantiales de aguas medicinales son los que tienen un alto contenido de sustancias minerales y disponen de otros componentes (por ejemplo, ácido carbónico), teniendo una temperatura superior a los veinte grados centígrados (las conocidas fuentes termales o termas).

Las aguas medicinales se aplican para la curación en forma de dietas hídricas, inhalaciones y baños, y según su composición se utilizan en diversas patologías:

• Aguas salobres: muestran sus efectos en los casos de asma, problemas gastrointestinales y cardiovasculares.

• Aguas sulfatadas: combaten las patologías del tipo gastrointestinal.

• Aguas hidrocarbonatadas: son las indicadas para tratar la hipertensión y las afecciones cardiovasculares.

LEER  Diferencia entre acupuntura y auriculoterapia

• Aguas sulfurosas: son idóneas para los problemas de las articulaciones, casos de acné, psoriasis y neurodermitis.

• Aguas termales: para todo tipo de patologías del aparato locomotor.

Fecha de publicación 2009-11-11 19:33:00.

Actualizado el 15-01-2017 13:01:24
Por Francesca Neipol

Deja un comentario